Mundo Butterfly

@mundo_butterfly

domingo, 24 de julio de 2016

Los amigos del ayer

Con los amigos del ayer, no era necesario revisar las agendas para encontrarse, solo bastaba un: "te caigo en un rato" y ahí estabas, tú con ellos, ellos contigo.
Con los amigos del ayer, todo era de todos, si se tenía más, se compartía más.
Hoy cada quien vive con lo que tiene, en su propio espacio; el compartir se hace cada vez más lejano.
Con los amigos del ayer, no todo era planeado; se podía caminar, dar vueltas por la plaza o pasar la noche dejándose fluir en alguna pista de baile. En los fines de semana, se era libre como para olvidarse del mundo; la amistad era un pacto.
Sin embargo, llegar a ser grande es lo establecido. El cuerpo se entrega al trabajo. Queda muy poco espacio para las improvisaciones y el dinero no alcanza tanto para las salidas tribales.
Los años te invitan a tomar un trago amargo: el distanciamiento. La rutina es parte del existir y el anhelo encaja en aquellos momentos mágicos en los que el reloj se vuelve utopía.

En Revista El bosque

En la edición número 10 de la revista El bosque, se incluye Breakpoint Breakpoint .Desde la mirada inconstante de un grupo de jóvenes ante...